cómo cuidar tu salud mental

¿Cómo cuidar tu Salud Mental en momentos difíciles?

El flujo de información, las precauciones y advertencias que nos rodean en la actualidad pueden tener un alto impacto en nuestra salud mental. A continuación, descubre cómo cuidar tu salud mental en momentos difíciles.  

Introducción

El coronavirus ha inmerso al mundo en la incertidumbre y constantes noticias sobre la pandemia, lo que afecta la salud mental de las personas, en especial aquellas que ya viven con ansiedad y depresión

Es totalmente normal que nos preocupemos por las noticias, pero para muchos puede empeorar las afecciones de salud mental preexistentes.

Si buscabas cómo cuidar tu salud mental en momentos difíciles, pon en práctica los siguientes consejos:

Limita las noticias y ten cuidado con lo que lees

  • Limita el tiempo que inviertes mirando o leyendo cosas que no te hacen sentir mejor. Esto te permitirá concentrarte en tu vida y en las cosas sobre las cuales tienes control. 
  • Decide un momento específico para actualizarte con las noticias.
  • Ten cuidado con los rumores y la información errónea que está dando vueltas. Mantente informado a través de fuentes confiables de información, como la OMS.

También te puede interesar:

Toma un descanso de las redes sociales 

  • Evita la exposición excesiva a la cobertura de información. El monitoreo constante de noticias puede intensificar los sentimientos de angustia y preocupación. 
  • Considera desactivar las notificaciones automáticas.
  • Silencia los grupos de WhatsApp y oculta las publicaciones y los feeds de las redes sociales si los encuentras muy angustiantes.

Mantente en contacto con tus seres queridos

  • No te aísles, mantener el contacto con tus amigos y seres queridos te ayudará a cuidar tu salud mental durante largos periodos de aislamiento. Gracias a los avances tecnológicos, hay muchas formas de conectarse con otros digitalmente. 
  • Compartir tus sentimientos y preocupaciones puede ayudarte a encontrar maneras de enfrentar los desafíos.
  • Recibir atención y apoyo de otros puede brindarte una sensación de estabilidad.
  • Ayudar a otras personas y contactar a alguien que pueda sentirse preocupado o solo puede beneficiar tanto a la persona que recibe apoyo como a ti. 

Concéntrate en las cosas positivas

  • Mantén un sentido de esperanza y pensamiento positivo
  • Confía en que tienes la capacidad de superar esta crisis.
  • Obtén esperanza de tus experiencias pasadas. Es probable que hayas sufrido de manera imprevista otros problemas importantes y ahora seas más fuerte por eso.
  • Mira videos positivos o divertidos. Comienza a guardar los videos más divertidos y/o positivos para que puedas volver a verlos cada vez que te sientas triste.
  • Practica la gratitud. Incluso cuando nuestra vida parece estar fuera de control, hay cosas que todavía tenemos por las que deberíamos estar agradecidos.
  • Evita conversaciones y situaciones angustiosas. Crear un equilibrio saludable entre el consumo de noticias y nuestras rutinas diarias es crucial para mantener una sensación de normalidad y control sobre nuestra salud mental.   

Reconoce tus sentimientos

  • Permítete reconocer y expresar lo que sientes. Es totalmente normal sentirse abrumado, estresado, ansioso o molesto. 
  • Habla con personas de tu confianza acerca de tus preocupaciones y cómo te sientes.

Practica el autocuidado

  • El autocuidado incluye concentrarse en cosas que puedes controlar (tener una buena higiene, comer sano, hacer ejercicio), en lugar de aquellas que no puedes (detener el virus). 
  • Si está en tus posibilidades, mantén tus actividades y/o rutina diaria. Esto incluye comer comidas saludables, hacer cosas que disfrutes y dormir lo suficiente. 
  • Evita el alcohol y las drogas
  • Organiza una rutina diaria que beneficie tu bienestar y salud mental.
  • Actividades como meditar, caminar o hacer ejercicio no sólo te ayudarán a relajarte, también tendrán un impacto positivo en tus sentimientos y pensamientos. 

Duerme lo suficiente

  • El 90% de las personas deprimidas tienen problemas con el sueño, cifra que probablemente aumenta con los miedos sobre la crisis actual. 
  • ¿Sabías que dormir bien es una clase de terapia nocturna y aumenta las posibilidades de manejar emociones fuertes de manera efectiva? Para lograr un sueño reparador, intenta despertarte y acostarte a la misma hora todos los días. 

Haz ejercicio

  • Los estudios demuestran que el ejercicio regular produce químicos, como la serotonina y la dopamina, neurotransmisores tan efectivos como los medicamentos o la psicoterapia para tratar la depresión leve. 
  • Haz un esfuerzo en crear una rutina diaria de ejercicios en casa. Los expertos aconsejan entre 30 y 40 minutos de ejercicio, 3 o 4 veces por semana. 

Cuida tu alimentación

  • Tu cerebro, al igual que otros órganos de tu cuerpo, necesita una mezcla de nutrientes para mantenerse saludable y funcionar bien. 
  • Hay investigaciones que sugieren que lo que comemos también puede afectar nuestra salud mental y bienestar. Por lo tanto, una dieta que sea buena para tu salud física también será buena para tu salud mental. 
  • De hecho, comer una dieta equilibrada y rica en verduras y nutrientes está asociado con sentimientos de bienestar.

Busca apoyo profesional

  • Sigue las recomendaciones de protección y prevención compartidas por los profesionales de la salud calificados.
  • Si todo esto no ayuda, considera buscar la ayuda de un profesional.

Si buscabas cómo cuidar tu salud mental en momentos difíciles, esperamos que el artículo de hoy te haya sido útil.


Fuente

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.